Skip to Content

BLOG

¿Dónde estudiar preimpresión digital en la Comunidad Valenciana?

¿Conoces la preimpresión digital? ¿Sabes que funciones tiene una persona que tienes esta titulación? En este artículo abordaremos como acceder a esta titulación, que salidas profesionales tiene y en que centros de la comunidad valenciana se puede cursar.

Funciones del técnico en preimpresión digital

Un profesional, titulado en preimpresión digital, ejerce su actividad laboral en empresas de artes gráficas, prensa, editoriales, agencias de comunicación y publicidad, servicios gráficos y publicaciones multimedia, o en cualquier sector donde haya una empresa que requiera de un servicio de preimpresión. Las funciones para las que se está capacitado son las de digitalización de imágenes, realización de publicaciones electrónicas, tratamiento de textos e imágenes, compaginación y maquetación, imposición de páginas, obtención digital de formas impresas e impresión digital.

Ciclo Formativo en Preimpresión digital.

El Ciclo Formativo de grado Medio en Pre-impresión Digital pertenece a la familia profesional de Artes Gráficas. Para poder acceder a estos estudios se necesitan los siguientes requisitos:

  • Para acceso directo:
    • Estar en posesión del título de Educación Secundaria Obligatoria, (E.S.O.)
    • Estar en posesión del título de Formación Profesional de primer grado o Formación Profesional Básica. (Técnico Auxiliar).
    • Estar en posesión de un título de Formación Profesional de grado medio (Técnico).
    • Tener 2.º de B.U.P. aprobado.
    • Haber superado el segundo curso del primer ciclo experimental de reforma de las enseñanzas medias.
    • Haber superado, de las enseñanzas de Artes Aplicadas y Oficios Artísticos, el tercer curso del Plan de 1963 o segundo de comunes experimental.
    • Otras titulaciones equivalentes a efectos académicos.
  • Para acceso mediante prueba:

Si no se cumple ninguno de los requisitos académicos de acceso directo, tener diecisiete años de edad o cumplirlos durante el año en curso, y superar la correspondiente prueba de acceso.

 

Centros donde se imparte en la Comunidad Valenciana

Existen tres centros en toda la Comunidad Valenciana donde se puede estudiar este Ciclo Formativo. En Valencia se puede estudiar en el Centro Privado-Concertado de F.P. “La Safor”, en la localidad de Beniarjó, cerca de Gandía. También, en el Centro Integrado Público de Formación Profesional “Ciutat de L´Aprenent” en la ciudad de Valencia. Y por último en el I.E.S. “Carrús” de la ciudad de Elche.

Titulado en Preimpresión Digital

Una vez finalizados los estudios se obtiene la titulación de Técnico en Preimpresión Digital. Con esa titulación se pueden cursar los Grados Superiores de Diseño y Edición de Publicaciones Impresas y Multimedia, o Diseño y Gestión de la Producción Gráfica. También se puede acceder a los estudios de Bachillerato.

Publicidad en el punto de venta: materiales

La publicidad en el punto de venta, (PLV), es cualquier forma de publicidad diseñada con la intención de influir sobre el consumidor en un establecimiento. Engloba expositores, carteles, displays y otros elementos que sean portadores de un mensaje publicitario y estén colocados en un punto de venta.

 

Tipos de publicidad en el punto de venta

 

Para diferenciar los diferentes tipos de publicidad en el punto de venta lo dividiremos en dos grandes grupos:

 

  • Publicidad estática

Es aquella que se encuentra en un punto y con un mensaje fijo. En este tipo de publicidad podemos encontrar banderolas, stoppers, carteles, displays, expositores y productos de similares características.

 

  • Publicidad dinámica

Es aquella que ofrece dinamismo al consumidor, ya sea porque la publicidad o el mensaje realizan movimiento o porque incluso se puede interactuar con ellas. En este grupo podemos encontrar paneles luminosos tradicionales o pantallas publicitarias dinámicas.

 

Tipos de material a emplear en el PLV

Para referirnos a los materiales que se emplean en los diferentes PLV nos centraremos en los más utilizados en publicidad estática.

  1. Cartón: En los últimos años se ha conseguido muchos avances en este material, pudiendo hacer expositores de gran tamaño y con gran resistencia.
  2. PVC: A la hora de realizar stopeers o cualquier tipo cartelería, el PVC, por su resistencia y facilidad de poder trabajarlo e imprimirlo, es un recurso muy utilizado.
  3. Metacrilato: Cada vez se van viendo estructuras creadas con este tipo de material. Su facilidad de manipulado y su fácil montaje e impresión está fomentando su uso.
  4. Metales: Su facilidad de moldeado y su resistencia para soportar grandes pesos son sus características principales.

 

Funciones de la publicidad en el PLV

La publicidad en el lugar de venta tiene varias funciones, pero podemos destacar tres como las más importantes:

  • Aumento de las ventas: Se puede lograr de dos maneras, ya sea fidelizando al cliente o haciendo que clientes nueves prueben el producto.
  • Dar a conocer nuevos productos: Es fundamental que cuando un producto se lanza por primera vez tenga mucha visibilidad. Remarcar a un producto “como producto destacado” en un lineal de venta puede hacer que sus ventas sean considerables.
  • Refuerzo de la imagen de una marca: Suele utilizarse en caso de que una marca lleve tiempo sin promocionarse, sus ventas están estancadas o la competencia esté realizando una campaña agresiva.

Tipos de plegado de papel

El plegado de papel es el paso a seguir después de la impresión de folletos. Existen folletos que no se pliegan, llamados flyers, pero nos vamos a centrar en los tipos de plegados de papel que podemos usar en nuestros trabajos.

A la hora de diseñar un folleto, debemos pensar en el tipo de plegado en papel que tendrá tras su impresión, pues la información escrita deberá distribuirse en consecuencia. Existen diferentes tipos de plegados:

  • Díptico: Se trata de la forma de plegado más habitual que hay. Es un folleto impreso formado por una hoja plegada en dos cuerpos
  • Tríptico: Se trata de un folleto plegado en tres cuerpos
  • Plegado zig-zag: Mediante esta técnica plegamos dos o más cuerpos en sentido invertido. El plegado puede tener desde cuatro a más de seis cuerpos.
  • Desplegables 4 cuerpos:
  1. Plegado ventana: está formado por cuatro cuerpos. En el folleto los cuerpos centrales se vuelven la portada y contraportada. Los otros dos cuerpos quedan plegados en el interior
  2. Plegado envolvente: dos cuerpos (portada y contraportada) serán más grandes que los otros dos para poder envolverlos.

La elección de un plegado u otro dependerá en esencia del formato, de la planificación del contenido y del fin que se le quiera dar.

Tipos de encuadernación

A la hora de publicar un trabajo es importante saber el formato final que tendrá, por eso hoy os presentamos una lista de principales tipos de encuadernación.

Encuadernación en tapa dura o cartoné

La encuadernación en tapa dura es similar a la encuadernación rústica (o de tapa blanda), con la diferencia de que en este caso se usa cubierta de cartón en vez de papel. Esto otorga una mayor resistencia y vida durabilidad, además de una estética superior.

 

Esta encuadernación puede ir tanto cosida como encolada. Pegada al lomo se sitúa la cubierta de cartón (de ahí el nombre cartoné). La parte interior de las tapas es de papel, y la parte interior del lomo puede ser de tela o papel.

 

Entre los usos de esta cuadernación, podemos destacar los cuentos, novelas, biografías, enciclopedias, libros de recetas.

 

Encuadernación cosida

Se trata de una técnica de encuadernación cuya principal característica es el uso del cosido. Las hojas se agrupan en cuadernos mediante cosido y después se adhieren a la cubierta mediante un adhesivo.

 

Esta técnica es de las más conocidas y extendidas, aunque también se trate de una de las más caras y lentas. Sirve tanto para libros finos como libros gruesos, así como para tapa dura y blanda por igual. Al tener una gran calidad y durabilidad se suele usar para una gran variedad de trabajos (manuales, novelas, artículos académicos…)

Encuadernación rústica fresada

Esta encuadernación es famosa por su rápida elaboración y funcionalidad. Consiste en “fresar” (cortar) los bordes de las hojas para que la cola adhesiva llegue con facilidad y se una el bloque de hojas con la cubierta. Esta técnica de encuadernación tiene la particularidad de que solo puede realizarse con tapas blandas.

 

Existen dos tipos de esta encuadernación, la que usa cola EVA y la que usa cola PUR. La cola PUR es más cara, tiene mayor capacidad adhesiva y durabilidad que la cola EVA.

Encuadernación grapada

Esta encuadernación usa la grapa como forma para unir las hojas. Es uno de los métodos más fáciles y económicos, pero también uno de los más débiles. Se suele usar en libros, catálogos o revistas comerciales.

 

La encuadernación se realiza con una máquina que grapa el trabajo dejando las grapas al descubierto. Dependiendo del número de hojas y el gramaje de estas será posible o no usar esta técnica.

 

Tipos de papel para impresión offset

Como diseñadores gráficos, es importante conocer los tipos de papel en los que se realizarán las impresiones de nuestros diseños, así como las propiedades finales que podemos elegir que tengan. Existen cientos de variantes de tipos de papel de impresión offset en el mercado, pero la mayoría se engloban dentro de los siguientes:

 

PAPEL OFFSET:

Se trata del papel más usual en la impresión offset, además de ser el que se usa por defecto en fotocopiadoras o impresoras láser. Es el papel perfecto para realizar escritos y es usado para papel de carta, fotocopias, sobres etc.

 

PAPEL ESTUCADO:
Este papel se usa principalmente en catálogos y revistas. Se trata de un material no recomendado para escribir encima, pues la tinta no se adhiere correctamente desde bolígrafos o rotuladores. Se caracteriza también por presentar uno de estos dos acabados: estucado mate y estucado brillante.

 

PAPEL RECICLADO:
El papel reciclado posee una blancura natural, una textura mate y una superficie no reflectante. Usar papel reciclado tiene ventajas para el medio ambiente. Por ejemplo, ayuda a disminuir la deforestación, así como disminuye el consumo de agua y la emisión de co2.

 

PAPEL CREATIVO:
Este tipo de papel se caracteriza por tener propiedades singulares que pueden tomar forma de texturas, acabados, colores, terminaciones… Estas peculiaridades se integran para adaptarse a determinados diseños de gran creatividad.

 

GRAMAJE DEL PAPEL

Una vez hemos elegido los tipos de papel para impresión offset que vamos a usar es hora de elegir sus gramajes.

 

El gramaje es el grosor que posee el papel. Cada tipo de papel variará al tener gramaje distinto. El grosor en el papel de impresión va desde los 60 gramos hasta los 350 gramos, dependiendo del producto que vayamos a imprimir:

 

  • Para documentos y fotocopias se suele usar un gramaje de 60 gramos.
  • Para carteles se suele usar un gramaje entre 100 y 135 gramos.
  • Para tarjetas postales y tarjetas de visita se usa un gramaje entre 250 y 350 gramos.
  • Para portadas de libros se usa un gramaje entre 350 y 450 gramos.

 

ACABADO DEL PAPEL

Por último, como toque final a los distintos tipos de papel de impresión offset, se puede añadir algún acabado para que su aspecto final sea más atractivo.

 

Dos de los acabados más usuales son:

 

  • El laminado brillante: se trata de una capa de plástico brillante que se coloca sobre el diseño. Da mucho brillo al papel y vuelve más vivos los colores.
  • El laminado mate: este acabado consiste en una capa de plástico mate colocada sobre el diseño. El efecto que tiene sobre el papel es suavizar los colores y quitar brillo al papel.

 

También podemos encontrar otros tipos de acabados como:

 

  • Barniz: Una tinta incolora que protege la impresión de machas, roces y desgaste. También realza el aspecto del diseño.
  • Troquelado: Su nombre viene de «troquel» y consiste en un cuño con el que se realizan cortes, hendiduras o agujeros en parte como parte de la creación de un diseño.

Iconografía en diseño gráfico

Hoy en día vemos iconos en todas partes (sitios web, carteles, panfletos, televisión…) Los iconos permiten captar la atención del público y transmitir información de una manera más veloz y visual. Son muy útiles en situaciones en las que no tenemos mucho espacio o queremos transmitir una buena cantidad de opciones de manera cómoda. La iconografía se encarga del diseño y adecuación de iconos.

 

Según la iconografía podemos definir un icono como “una representación gráfica de un signo o símbolo que permite optimizar la asimilación de un mensaje en un proceso comunicativo, mediante un elemento gráfico simplificado”.

 

Hay ocasiones en las que los iconos son necesarios para conseguir transmitir una información de la forma que queremos. Los iconos también pueden convertirse en un sello de identidad. Pueden, por ejemplo, adecuarse a determinadas ideas haciendo uso de colores y otros aspectos estéticos para dotar de personalidad a una marca. De esta forma se consigue que el público objetivo asocie rápidamente el icono con la marca.

 

 

 

Ya que los iconos deben expresar con precisión lo que se intenta representar, a la hora de definirlos debemos realizar una reflexión previa para pensar ciertas cuestiones: ¿para qué se usarán esos iconos?, ¿a qué público están enfocados?, ¿en qué contexto se van a situar?… Cuanto más específicos seamos visualizando el icono, más rápido y efectivo será el proceso de diseño.

 

En iconografía también debemos decidir el tipo de lenguaje que vamos a usar para comunicar el mensaje que transmitirá el icono. Si queremos representar objetos físicos, crearemos iconos en lenguaje literal. Así, el icono será perfectamente reconocible para quien lo vea. Por otro lado, si lo que queremos es representar un concepto abstracto deberemos usar el lenguaje retórico o figurado. Este se caracteriza por el uso de recursos y expresiones que nos permiten llegar al público de una manera más intelectual o sentimental. En estos casos es normal el uso de la signatura verbal para que, junto con el icono, envíen un mensaje claro.

 

Cada diseñador usa su propio estilo a la hora de la creación del diseño final, de la misma forma que cada encargo requiere una estética determinada. Esto supone que la comunicación entre ambas partes debe ser uno de los pilares en los que se base la iconografía. Independientemente de esto, la iconografía dicta que cualquier icono debe ser visualmente sencillo y transmitir con fuerza su significado.

 

5 libros imprescindibles para diseñadores gráficos

Dedicarse al diseño gráfico es estar aprendiendo y perfeccionando nuevas técnicas constantemente. Aunque hoy en día podemos encontrar internet repleto de recursos para formarse, nunca está de más coger un libro especializado y aumentar nuestros conocimientos de una manera más tradicional. Por eso os traemos una colección imprescindible de libros para diseñadores gráficos.

 

 

“Psicología del color”, de Eva Heller.
Según las conclusiones de la autora tras sus experimentos, los colores actúan en las percepciones de cada persona de forma diferente. Por ejemplo: para algunas personas el color verde simboliza algo saludable, mientras que para otras puede simbolizar algo venenoso. Por ello, es bueno consultar este libro para saber de qué forma puede llegar a responder la gente a los colores que usais en vuestros diseños, desde logos de empresa a tarjetas de visita.

 

“Manual de tipografía”, de John Kane.
Este libro es una perfecta introducción para cualquier diseñador gráfico sobre principios básicos de la tipografía. En él podemos instruirnos en la historia, la teoría y la práctica de la tipografía. Es un libro excepcional para entender cómo diferenciar y escoger los distintos tipos de letras según el uso que se les quiera dar.

 

“Historia del diseño gráfico”, de Philip Meggs.
Recomendado para todo aquel que quiera tener conocimientos sobre el diseño gráfico en la historia. En sus páginas encontrarás diseños de la tipografía moderna, capítulos que tratan los orígenes de la impresión y la tipografía, así como el origen de los alfabetos y la escritura.

 

 

“Las leyes de la simplicidad”, de John Maeda.
En este libro se defiende que la industria debe crear tecnología más facil de usar, puesto que eso es lo que deseamos en la actualidad: simplicidad y sencillez, pero con sentido. Cada vez queremos hacer más cosas con un solo artilugio, el ejemplo que nos trae es el teléfono móvil: un dispositivo que sirve par comunicarnos, pero que ahora también tiene internet para buscar información y se pueden ver películas en él.

 

“Cómo ser diseñador gráfico sin perder el alma”, de Adrian Shaughnessy.
Con este libro el autor nos da consejos sobre cómo hacer diseños que nos llenen psicológicamente y que nos den dinero. Se argumentan las ventajas y virtudes de ser diseñador gráfico. También desarrolla cómo montar un estudio desde cero añadiendo los problemas que hay a la hora de buscar trabajo, clientes y trabajadores.

Diseño gráfico sustentable

El diseño gráfico sustentable se trata de una nueva corriente surgida de los profesionales del diseño. Por tanto, buscan diseñar teniendo en cuenta una serie de principios básicos: la sostenibilidad social, económica y medio ambiental.

 

Objetivos del diseño gráfico sustentable

 

El principal objetivo del diseño gráfico sustentable es el de producir de manera que se reduzca la utilización de fuentes no renovables. De esa manera, se reduce el impacto negativo sobre el medio ambiente. La preocupación sobre el calentamiento global, la degradación del medio ambiente y el peligro de desaparición de recursos básicos, son los principales motivos de que haya surgido este movimiento.

 

El impacto ambiental, fruto del diseño gráfico, se basa principalmente en ciertos elementos relacionados con este oficio. Estos elementos pueden ser el embalaje, el transporte, la mano de obra, la forma en la que se usa el producto y su eliminación.

 

Medidas para disminuir el impacto medioambiental

 

Existen medidas que el diseñador gráfico puede tomar para disminuir el impacto medioambiental en sus trabajos. Encontramos diferentes estrategias que se pueden incorporar a la actividad diaria. Así, un diseñador puede tener en cuenta lo siguiente:

 

  • Usar materiales cercanos al lugar de trabajo. De esta forma se minimiza el uso del transporte.
  • Asegurarse de qué formatos de impresión pueden aprovechar mejor el pliego en la imposición y así ahorrar papel.
  • Usar tintas vegetales y evitar las tintas metálicas y fluorescentes. Estas contienen metales pesados y contaminantes.
  • Asegurarse de que las imprentas con las que trabaja tienen un sistema de ahorro de energía y sobre todo de reciclaje.
  • Comprobar con el impresor la opción de imprimir sin fotolitos. Hacerlo directamente en la plancha.
  • Comprobar que su trabajo se puede reciclar fácilmente. Por lo tanto, que no contiene ningún material o efecto no reciclable.

 

Dentro del diseño gráfico sustentable cabe mencionar una nueva corriente llamada «eco-feedback». Se puede describir como la producción de diseños que buscan modificar la conducta de los usuarios. En definitiva, es un sistema que está dejando ver las consecuencias medioambientales de sus acciones.

Impresión en braille

El braille, también llamado cecografía, es un sistema táctil de lectura y escritura enfocado a las personas ciegas. Este sistema se puede adaptar a impresiones en papel con un tipo especial de impresora para lograr diseños en relieve de gran precisión que una persona ciega puede sentirlos al tocarlos. Esto permite romper las barreras a la hora de hacer llegar nuestros diseños a todo tipo de público..

 

El método de impresión en braille difiere con el resto de impresoras en su mecanismo de impresión. Si en una impresora de tinta, láser o térmica se usan chorros de tinta, toner o dispositivos térmicos, en el caso de las impresoras braille se usan percutores. Los percutores se asemejan en su función da unos punzones. Estos se lanzan contra el papel y van marcando en una de sus caras los puntos (sin atravesar el papel), que se verán sobresaliendo desde la cara opuesta de la hoja percutida. Así, con los percutores ejerciendo la fuerza adecuada se consigue que una persona ciega pueda notar los puntos en el papel.

 

Dependiendo del fabricante, las impresoras braille contienen diferentes especificaciones técnicas. Estas variaciones pueden ser cambios en la forma y el tamaño de los puntos, así como cambios en la colocación de dichos puntos.

 

Una de las diferencias más importantes entre distintos modelos de impresoras braille es la forma en que se colocan los puntos para crear gráficos táctiles.

 

La mayoría de las impresoras braille usan el método de punto matricial, que coloca los puntos en matrices fijas. Este método puede presentar problemas a nivel horizontal debido a que los puntos no están espaciados uniformemente en la matriz.

 

Otros modelos de impresora braille permiten colocar los puntos libremente en la hoja, usando el método llamado punto flotante. Este modelo permite crear curvas más suaves y continuas en nuestros diseños que se traduce en un mayor nivel de precisión y detalle.

 

Entre las aplicaciones que tienen las impresiones en braille cabe destacar el hecho de que se puede imprimir en alfabeto braille sobre multitud de soportes del día a día, como puede ser papel de carta, postales, rótulos de todo tipo, cartas de restaurantes, señales, carteles…

Cuáles son las ventajas de la serigrafía

La serigrafía es la técnica de impresión más conocida y ampliamente utilizada por las empresas para imprimir patrones en productos de diferentes tamaños y materiales.

Su nombre proviene de la palabra sericum (latín) y graphe (griego) , un tejido utilizado como matriz para transferir tinta a una amplia variedad de medios. La primera serigrafía se remonta a la dinastía Song (960-1279) en China. También fue utilizada durante la Segunda Guerra Mundial por los americanos para marcar equipos militares.

Ha sido ampliamente implementada gracias al desarrollo de técnicas fotográficas y químicas que han facilitado el proceso. Se utiliza principalmente para imprimir imágenes y dibujos en camisetas, bolsas de tela, papel, madera, cerámica, etc.

Existen diferentes tipos de serigrafía según los objetivos y el tipo de proceso utilizado. Existe: la serigrafía gráfica, la serigrafía artística y la serigrafía textil.

¿Cómo funciona el sistema?

La serigrafía consiste en transferir una tinta a través de una malla o lienzo tensado en un marco, bloqueando el paso de la tinta en las áreas donde no hay imagen mediante una emulsión o barniz y quedando libre la zona dondela tinta pasará a través de la pantalla para estampar el patrón, en una gran cantidad de ropa o artículos.

La serigrafía permite distintas ventajas:
– Excelente relación calidad/precio: la serigrafía permite realizar impresiones de gran tamaño y muchas copias sin aumentar los costes de producción.
– Reproducción perfecta del color.
– Durabilidad del producto.
– Resistencia al lavado.
– Libertad sobre los temas.

También tiene distintas desventajas a tener en cuenta:
– Imposibilidad de imprimir detalles demasiado finos.
– Incapacidad para realizar gradientes.
– Las plantillas son muy frágiles.

Serigrafia circular

La serigrafía circular es una técnica de impresión utilizada en el proceso de reproducción de imágenes en superficies redondas o cónicas, tales como vasos, botellas, cubos, superficies de embalaje.

¿Cómo funciona el sistema?
Las máquinas serigráficas cilíndricas están diseñadas según el principio de forma para estampar objetos en forma circular.   El cilindro de impresión se sustituye por el cilindro que sujeta la botella u objeto a imprimir, que se apoya desde abajo con pinzas de rodillos.

Maquina pulpo para serigrafía

El pulpo serigrafiado es el elemento fundamental de un taller de serigrafía. Le permite hacer diferentes impresiones al mismo tiempo. Por ejemplo, esta técnica se puede utilizar para un pedido de varias camisetas. El propósito de esta máquina es producir un mayor volumen de trabajo que si se hiciera con un proceso manual.

Gracias a los avances tecnológicos, ahora es posible encontrar pulpos de cuatro, ocho y doce colores, con uno o más puestos de trabajo de diferentes tamaños, tanto para objetos planos como curvos.

Se pueden distinguir dos tipos de pulpos:
– El pulpo de serigrafía automático.
Este tipo de pulpo es útil para grandes empresas que necesitan altos rendimientos.

– Pulpo manual.
Los pulpos de serigrafía manuales son aquellos en los que el operador debe girar manualmente los brazos para acomodar la pantalla del objeto que se va a estampar o imprimir.