Para poder tener un planeta más sostenible es necesario reutilizar el mayor número de materiales posibles antes de que dejen de tener un uso efectivo. El papel es un material muy sensible en este aspecto, ya que la utilización masiva de árboles para fabricar papel es una realidad, y poder disminuir ese consume se puede conseguir mediante el uso de papel reciclado y ecológico. Antes de abordar las diferencias entre papel reciclado y ecológico, vamos a ver cuales son las definiciones y características de cada.

 

Papel reciclado

 

Para obtener papel es necesario un material, la celulosa. Esta celulosa se obtiene directamente de los árboles o de la pasta del papel que ya se ha utilizado. Durante el complejo proceso de crear papel reciclado, este material va perdiendo propiedades. Se puede reciclar varias veces hasta que pierde todas sus cualidades y no puede ser aprovechado de una manera óptima.

 

Papel ecológico

 

El papel ecológico es aquel que para su fabricación está realizado mediante procesos poco contaminantes y sostenibles. Se pretende que el papel que se fabrique, se tenga en cuenta en su proceso de producción criterios de sostenibilidad y de respeto al medio ambiente. El concepto ecológico en el papel se refiere a buenas prácticas en el proceso de fabricación.

Por ejemplo, estos procesos se pueden ver en varias fases de la fabricación, El blanqueamiento del papel se ha pasado de utilizar cloro gas a dióxido de cloro, oxígeno u ozono, que son materiales menos contaminantes. También, se tiene en cuenta los niveles de agua que se emiten a la atmósfera en el proceso de producción y el consumo de energía térmica, eléctrica y el tratamiento de residuos generados.

 

 

Diferencia entre papel reciclado y papel ecológico

 

Tras conocer ambos tipos de papel, la primera diferencia es evidente: el papel reciclado viene de un uso previo y el papel ecológico puede ser de nuevo uso. En cuanto a su gramaje y calidad, el papel reciclado ya no presenta grandes diferencias con respecto a otros tipos de papel. Revistas, periódicos y muchas empresas que utilizan grandes cantidades de papel ya usan estos materiales en sus ediciones y actividades diarias.

Pero, ¿pueden solaparse ambos procesos? Es decir, ¿el papel reciclado puede ser ecológico? La respuesta es sencilla, ya que evidentemente si. Los procesos de blanqueamiento y producción de este papel se pueden hacer teniendo en cuenta los elementos a utilizar. ¿y el papel ecológico puede ser reciclado? También, ya que es papel que puede ser utilizado las veces que sus componentes soporten ese proceso de reciclado y den una respuesta óptima a lo que se requiere.

También es evidente que las similitudes ecológicas de ambos son muy visibles. Ambos tipos de papel generan menos daño al medio ambiente y hacen un uso sostenible de los recursos naturales con respecto a otros papeles.