Fumadores o no, todos hemos tenido en nuestras manos algún mechero y hemos podido disfrutar de los diseños de Clipper, marca pionera en nuestro país en la customización de mecheros.
La historia de esta marca española comienza en el año 1972, en Barcelona, pero no es hasta los años 90 que se empiezan a ver los primeros diseños de Clipper y la customización de estos mecheros, y la afición por realizar colecciones, de mecheros con diferentes diseños, de Clipper

 

La primera ilustración de Clipper vería la luz de manos de Oscar Galindo, Clipperman, un particular que se dedicó a realizar mecheros personalizados con los originales de Clipper que hasta entonces eran transparentes, primero dibujados a mano y después incluso con diseños de Clipper en relieve. El éxito que tuvieron estos mecheros personalizados, que inevitablemente fueron de mano en mano y rápidamente conocidos, hizo que la propia empresa Clipper comenzara a lanzar al mercado diseños de sus mecheros Clipper, ya que los jóvenes habían tomado la afición de realizar colecciones de mecheros Clipper.
 

Hoy en día existen diversas lineas de diseño, como esta inspirada en insectos


 
Fue así como comenzaron a verse por todos lados los tan conocidos mecheros personalizados, con líneas de diseño destinadas a los jóvenes como, por ejemplo, la línea Hip-Hop o Rock Band. Pero los diseños de estos encendedores no se quedan tan solo en las ilustraciones de los Clipper, si no que podemos encontrar diferentes diseños de Clipper en cuanto a tamaño de los encendedores, tacto de los mismos, etc.

También podemos ver que esta customización de mecheros funciona de una manera espectacular como formato de difusión de imagen, por ejemplo, existiendo mecheros personalizados con los símbolos distintivos de clubes de fútbol o incluso de ciudades.
 

Algunos diseños de Clipper están realizados en relieve. También existen diseños de Clubes de Futbol o de ciudades.


 
En definitiva, estos encendedores son artículos que nos permiten llevar en el bolsillo una pequeña muestra de arte gracias a los diseños de Clipper, que son una característica atractiva de los mismos, vayamos a darle el uso para el que está pensado el mechero o no, y todo esto se lo debemos a Clipperman.