Como diseñadores gráficos, es importante conocer los tipos de papel en los que se realizarán las impresiones de nuestros diseños, así como las propiedades finales que podemos elegir que tengan. Existen cientos de variantes de tipos de papel de impresión offset en el mercado, pero la mayoría se engloban dentro de los siguientes:

 

PAPEL OFFSET:

Se trata del papel más usual en la impresión offset, además de ser el que se usa por defecto en fotocopiadoras o impresoras láser. Es el papel perfecto para realizar escritos y es usado para papel de carta, fotocopias, sobres etc.

 

PAPEL ESTUCADO:
Este papel se usa principalmente en catálogos y revistas. Se trata de un material no recomendado para escribir encima, pues la tinta no se adhiere correctamente desde bolígrafos o rotuladores. Se caracteriza también por presentar uno de estos dos acabados: estucado mate y estucado brillante.

 

PAPEL RECICLADO:
El papel reciclado posee una blancura natural, una textura mate y una superficie no reflectante. Usar papel reciclado tiene ventajas para el medio ambiente. Por ejemplo, ayuda a disminuir la deforestación, así como disminuye el consumo de agua y la emisión de co2.

 

PAPEL CREATIVO:
Este tipo de papel se caracteriza por tener propiedades singulares que pueden tomar forma de texturas, acabados, colores, terminaciones… Estas peculiaridades se integran para adaptarse a determinados diseños de gran creatividad.

 

GRAMAJE DEL PAPEL

Una vez hemos elegido los tipos de papel para impresión offset que vamos a usar es hora de elegir sus gramajes.

 

El gramaje es el grosor que posee el papel. Cada tipo de papel variará al tener gramaje distinto. El grosor en el papel de impresión va desde los 60 gramos hasta los 350 gramos, dependiendo del producto que vayamos a imprimir:

 

  • Para documentos y fotocopias se suele usar un gramaje de 60 gramos.
  • Para carteles se suele usar un gramaje entre 100 y 135 gramos.
  • Para tarjetas postales y tarjetas de visita se usa un gramaje entre 250 y 350 gramos.
  • Para portadas de libros se usa un gramaje entre 350 y 450 gramos.

 

ACABADO DEL PAPEL

Por último, como toque final a los distintos tipos de papel de impresión offset, se puede añadir algún acabado para que su aspecto final sea más atractivo.

 

Dos de los acabados más usuales son:

 

  • El laminado brillante: se trata de una capa de plástico brillante que se coloca sobre el diseño. Da mucho brillo al papel y vuelve más vivos los colores.
  • El laminado mate: este acabado consiste en una capa de plástico mate colocada sobre el diseño. El efecto que tiene sobre el papel es suavizar los colores y quitar brillo al papel.

 

También podemos encontrar otros tipos de acabados como:

 

  • Barniz: Una tinta incolora que protege la impresión de machas, roces y desgaste. También realza el aspecto del diseño.
  • Troquelado: Su nombre viene de «troquel» y consiste en un cuño con el que se realizan cortes, hendiduras o agujeros en parte como parte de la creación de un diseño.